Por Valdavia, via Wikimedia Commons

Ayuntamiento de Baltanás

Dirección: Plaza España, nº 1

Comunidad: Castilla y León

Localidad: Baltanás

Código postal: 34240

Alcalde / Alcaldesa: MARIA JOSE DE LA FUENTE FOMBELLIDA

Partido gobernante: PP

Población: 1.353 habitantes

Teléfono: 979790049

Fax: 979790666

Página web: www.baltanas.es

Baltanás es un municipio y localidad española de la provincia de Palencia, en la comunidad autónoma de Castilla y León. Está situada en la comarca del Cerrato, al sureste de la provincia de Palencia, junto a los límites provinciales de Valladolid y Burgos.

Su término municipal cuenta con una superficie de 158,85 km² incluyendo la localidad homónima y la pedanía de Valdecañas de Cerrato, agregada en 1974.

Existen evidencias que este lugar fue habitado por los vacceos, ya que existió un castro vacceo en el actual cotarro del Castillo. Algunos historiadores han llegado a suponer que en esta villa se encontraba situada la antiquísima Eldana, ciudad de los vacceos, mencionada por Ptolomeo en su Geografía (siglo ii). Posteriormente esta zona fue poblada por legiones romanas, que durante el Imperio romano, hicieron crecer la población del término baltanasiego, a juzgar por los hallazgos arqueológicos encontrados.

Actualmente, Baltanás es el centro neurálgico y económico de la comarca del Cerrato, al ser su capital. La economía se basa en la agricultura, ganadería, servicios y turismo. La localidad cuenta con una gran variedad de atractivos turísticos como el Museo del Cerrato Castellano, la Iglesia de San Millán, la Ermita de Nuestra señora de Revilla (conserva la escultura de la Virgen de Revilla, considerada la figura de belén más antigua de España). Otro gran atractivo son las Bodegas de Baltanás, catalogadas como Bien de Interés Cultura.

Toponimia

El topónimo «Baltanás» es una evolución natural y popular del valle donde se ubica el municipio, llamado antiguamente «Valle de Atanasio».

En diferentes documentos encontrados en el Monasterio de San Isidro de Dueñas se habla de este lugar como «Valle Tanasio», «Valle Athanasii», «Valle Thanasii». En la época de Alfonso VII, en el año 1135, se habla de «Valle de Valtanás». En el año 1145 se desmembra de «Valle» y se queda con «Valtanás». Posteriormente, con el paso del tiempo la «V» inicial se sustituye por una «B», convirtiéndose en el topónimo actual, «Baltanás».

Geografía

Ubicación

El término municipal de Baltanás, que abarca una superficie de 158,85 km², está situado en el Sureste de la provincia de Palencia, a una distancia de 28 km de Palencia y a 62 km de Aranda de Duero; en el antiguo Valle de Atanasio, y fue nombrado Cabeza de la Merindad del Cerrato por los Reyes Católicos, atributo que sigue manteniendo en la actualidad, ya que continúa siendo la capital histórica de la comarca de El Cerrato.

Orografía

La localidad se encuentra en la unidad morfoestructural de valles y páramos calcáreos. Se compone, por un lado, de páramos esteparios, con superficies llanas, muy extensos y con una altura media de 900 m sobre el nivel del mar. El páramo más extenso es el páramo central, que separa los valles de Baltanás y Valdecañas. También se encuentras páramos con menor extensión como: Páramo de Solacueva, Páramo de Correvaldecañas, Páramo de Cabañalta, Páramo de Carracastrillo y los Montes de Cerrato.

Por otro lado, la orografía de la localidad se compone de valles, que son el resultado de la erosión de los cursos fluviales a lo largo del tiempo. Estos valles tienen una altura media de en torno a los 800 m sobre el nivel del mar. Algunos de estos valles son: el Valle del Arroyo Prado y el Valle del río Rabanillo.

Hidrografía

Por la localidad no atraviesa ningún río, el río Pisuerga es el más cercano localizándose al oeste de Baltanás. En cambio, por la localidad pasan varios arroyos, todos ellos afluyen en el rio Pisuerga. Algunos de estos arroyos son:

  • Arroyo de Prado.
  • Arroyo de Tablada.
  • Arroyo de Fuentehorno.
  • Arroyo del Rabanillo.
  • Arroyo de Fuentelacasa. Atraviesa el núcleo de Baltanás.
  • Arroyo de Fuentejera.
  • Arroyo del Ojeo.

Clima

Baltanás se encuentra en una zona de clima continental extremo. Se caracteriza por tener temperaturas extremas en verano e invierno. En cuanto a los veranos, estos son muy calurosos, largos y secos, con casi ninguna precipitación. Los periodos de transición de otoño y primavera son muy cortos. El invierno es frío, con precipitaciones moderadas, con heladas frecuentes, con densas nieblas durante el invierno y algunas etapas de nieve con poca intensidad.

Naturaleza

Geología

El término municipal de Baltanás pertenece a la Era Cenozoica (Mioceno). En los páramos y montes se encuentran minerales como calizas recristalizadas y calizas micríticas. En cuanto a as laderas y el fondo del valle se encuentran minerales como: calizas, margas dolométicas con megacristales de yeso y dolomías, arcilla y margas. En las franjas más bajas se encuentra un estrato estrecho correspondiente al Sarmatiense compuesto por yesos. Durante el siglo XIX y XX esta zona ha sido una explotación de yeso mediante minas.

Historia

Esta villa y antigua cabeza del partido judicial de Baltanás,10​11​ fue cabeza de alfoz en la Edad Media y, después cabeza de la Merindad de Cerrato, con posterioridad a Palenzuela. En la actualidad, es la capital de la comarca de El Cerrato. Una buena parte de su casco urbano está ubicado en la falda del cotarro de El Castillo.

Edad Antigua

Los orígenes de Baltanás se remotan a la llegada de las legiones romanas a la Meseta Norte, donde existió un castro vaceo en el actual cotarro de El Castillo.

Durante el Imperio romano, creció la población en el término baltanasiego, a juzgar por los hallazgos arqueológicos encontrados. Algunos historiadores han llegado a suponer que en esta villa se encontraba situada la antiquísima Eldana, ciudad de los vacceos, mencionada por Ptolomeo en su Geografía (siglo ii).

Edad Media

En el siglo ix se empezó a construir el castillo medieval de Baltanás (actualmente desaparecido), durante las campañas del rey Alfonso III. La villa estuvo amurallada y tuvo varias puertas almenadas (Puerta del Sol, Puerta de la Fragua y Puerta Barriuso).

El primer documento histórico que menciona a Baltanás data del año 1030, cuando el rey Sancho Garcés III hizo una donación a la Iglesia de San Miguel de Baltanás. En 1059 aparece Baltanás en otro documento por el que el rey Fernando I confirma las donaciones hechas por su padre el rey Sancho Garcés III. En 1155 el conde Gonzalo Maráñón, hizo el deslinde municipal de los concejos de Baltanás, Palenzuela, Royuela y Antigüedad, que fue aprobado en las Cortes de Toledo en 3 de abril.12​ En 1299, durante la minoría de edad del rey Fernando IV, se juntaron en Baltanás sus enemigos los Infantes Don Juan y Don Alfonso de la Cerda, en la entrada que hicieron en Castilla hasta apoderarse de León y Mayorga.

En 1345, la villa de Baltanás era cabeza del Arciprestazgo de Baltanás en el Arcedianato del Cerrato y poseía los templos parroquiales de San Millán y Santa María, dentro del actual término municipal de Baltanás. Existían los siguientes poblados con sus correspondientes parroquias: Santa María de la Aldea (La Aldea) con su iglesia parroquial de Santa María; Valverde (dehesa de Valverde), con San Salvador; Penidillo, con Santa Eufemi); Vilialba, con San Juan; Terrados, con San Martín; Arniellas, con Santa María; Renedo de Baltanás, con San Cristóbal y Fuente Cirio), donde no figuraba ninguna parroquia. Estos lugares medievales pertenecían, en lo eclesiástico, al Arciprestazgo de Baltanás. En 1352, la villa de Baltanás se hallaba formando parte de la Merindad del Cerrato y pertenecía al maestre de Santiago. Además, había vasallos de la Orden de San Juan, Juan Rodríguez de Sandoval y otros que se llamaban "Escuderos de Baltanás".

En 1442, por resolución arbitral, se ordenó que Gutierre Fernández de Arenas dejase a la villa de Baltanás el señorío de Terrados y Villalba. A cambio de esto, el Concejo de Baltanás quedó obligado a indemnizar a Gutierre Fernández de Arenas con la cantidad de 75 000 maravedíes y a nombrarle alcalde perpetuo de la villa baltanasiega. En 1451, las fortalezas de Palenzuela y Homillos de Cerrato, ocupadas por las gentes armadas de Fadrique Enríquez, almirante de Castilla, se sublevaron contra el rey Juan II y su favorito Álvaro de Luna. Dichas tropas se apoderaron de Baltanás. Pasados estos disturbios, el rey Juan II mandó a Garci Martínez de Astudillo a que valorara los daños y perjuicios sufridos en Baltanás durante la rebelión.

El 18 de septiembre de 1475 tuvo lugar la Batalla de Baltanás dentro de la Guerra de Sucesión por el trono de Castilla. A la muerte de Enrique IV los partidarios de su hija Juana la Beltraneja no aceptaron la coronación de Isabel como reina de Castilla. Para los opositores a la Reina, su matrimonio con Fernando de Aragón sin autorización regia había invalidado el Tratado de los Toros de Guisando. Alfonso V de Portugal tomó la iniciativa invadiendo Castilla, y cuando este avanzaba con sus tropas en auxilio del castillo de Burgos sostuvo batalla en Baltanás con el conde de Benavente y se apoderó del castillo de Baltanás, una estrategia que tuvo su punto final en la llamada batalla de Baltanás. En ella las tropas portuguesas vencieron a las castellanas y tomaron prisionero a su comandante, el conde de Benavente, pero bien pudo calificarse como victoria pírrica, pues los portugueses, muy superiores en número, sufrieron muchas más bajas y por encima de ello, la batalla cambiaría el rumbo de la guerra. En 1479 los partidarios de Isabel de Castilla ganan la guerra.

Tras la batalla de Baltanás, la reina Isabel de Castilla se presentó en Baltanás para llorar a los caídos, que según parece fueron seis soldados castellanos, y consolar a los vecinos de Baltanás por el saqueo sufrido. La reina concedió a la villa de Baltanás una demora de dos años para todas sus deudas y quiso que sus rentas fueran destinadas a resarcir a los perjudicados.

Durante el reinado de los Reyes Católicos, la villa de Baltanás llegó a la cumbre de su grandeza al ser establecida en ella la cabeza o capitalidad de la Merindad del Cerrato, que anteriormente lo había sido Palenzuela. También, los Reyes Católicos otorgaron a Baltanás el privilegio de que sus alcaldes pudieran ir con vara levantada hasta ciertos pueblos de su jurisdicción.

Edad Moderna

En 1543, Baltanás fue desmembrada de la Encomienda de Castroverde de Cerrato, de la Orden de Santiago.

En 1545, la villa de Baltanás continuaba siendo cabeza de Arciprestazgo en el Arcedianato del Cerrato de la Diócesis de Palencia. A dicho Arciprestazgo seguían perteneciendo el poblado de Valverde y los lugares de Terrados y Arnillas. En 1585, fue subastada la construcción de la iglesia de San Millán, siendo rematada por Francisco del Río, maestro de cantería, de la Merindad de Trasmiera. Dicha obra era conforme a unas condiciones de Alonso de Tolosa. Durante los siglos xvii y xviii, se edificó la ermita de Nuestra Señora de Revilla.

En el siglo xiv, la villa de Baltanás era señorío del Maestre de Santiago. Después, lo fue del duque del Infantado y de los hermanos Calvo (inquisidores generales en el reinado de Felipe II), que lo vendieron en 1543 a D. Pedro de Zúñiga y Enríques, IV Marqués de Aguilafuente.2​ En 1752, la villa seguía perteneciendo al Marqués de Aguilafuente, conde de Aguilar y señor de los Cameros, quien tenía el poder de nombrar teniente alcalde mayor y dos alcaldes ordinarios, por ambos estados y percibía los derechos de portazgo y Mesa maestral, por razón de vasallaje. En esta época se hallaba un convento de religiosos Franciscanos Descalzos con 32 monjes y Baltanás tenía una población de 450 vecinos y poseía 420 casas habitables.

Edad Contemporánea

En 1826, Baltanás continuaba siendo villa realenga del Partido del Cerrato, con alcalde ordinario. Su población era de 2840 habitantes. Por entonces, la ermita de Nuestra Señora de Revilla era ayuda de parroquia y, fuera de la población, se hallaban las dos ermitas rurales de San Pedro y San Gregorio, el convento de San Francisco y el cementerio que se construyó en 1804. En la plaza principal, se encontraban la Casa Municipal y el palacio del duque de Abrantes. Había en la villa una escuela pública con 60 niños, una escuela particular para niños y otra para niñas, con 40 niños de ambos sexos cada una y, un hospital costeado por el señor Godoy. El vecindario se surtía de aguas de la "Fuente Vieja", "Fuente de la La Cobata" y “Fuente Santiago”.

En 1918 se produce una de las pandemias más devastadoras del siglo XVIII y XIX, la pandemia de gripe de 1918, también conocida como la gripe española. En el partido judicial de Baltanás dejó un total de 282 fallecimientos y 9.571 contagiados.

En las elecciones municipales de 1922 el Partido Comunista se presentó a las elecciones de Baltanás con Santiago Rodríguez como cabeza de lista a la alcaldía. Durante los meses previos a las elecciones un cacique baltanasiego quería amañar los votos, miedoso de la victoria de los comunistas. El día de las elecciones el cacique no dejó de intimidar y amenazar, y al realizarse el recuento la protesta fue en aumento hasta la ruptura de las urnas electorales pues los baltanasiegos consideraban que las elecciones habían sido fraudulentas. El cacique llamó a la Guardia Civil de Baltanás y fueron detenidos todos los miembros de la lista comunista y 14 vecinos más, pero la presión popular obligó al cacique a ponerlos en libertad y a realizar unas nuevas elecciones en las que la candidatura comunista ganó por aplastante mayoría, convirtiéndose Santiago Rodríguez en el primer alcalde comunista de España.

Santiago Rodríguez, como alcalde, logró muchas conquistas sociales para la clase trabajadora de Baltanás. Creó la Sociedad Fiesta del Trabajo, que contó con 400 afiliados, en ella se realizaban conferencias y reuniones y en su biblioteca se enseñaba a leer y escribir. Organizó un sindicado de obreros del campo de inspiración comunista, impulsó la Casa del Pueblo de Baltanás que llegó a tener más de 400 afiliados y expropió las tierras comunales de los caciques que se las habían apropiado. Durante estos años en Baltanás se vendían un gran número de ejemplares del periódico Mundo Obrero, por lo que Baltanás fue distinguido por parte de la dirección del periódico, con el galardón de “Pueblo Rojo”. Santiago Rodríguez durante todos estos años fue encarcelado varias veces.

Durante la dictadura de Primo de Rivera (1923-1930) el Partido Comunista de Baltanás fue prohibido y duramente perseguido, Santiago fue destituido como alcalde, pero siguió trabajando en la clandestinidad, llegando a celebrar en 1929 en Baltanás el Congreso Regional del Partido Comunista, de forma clandestina en la casa de Santiago Rodríguez en la localidad. Durante la Segunda República Baltanás tenía el tercer mayor porcentaje de votos al Frente Popular de la provincia de Palencia, el 61%, solo superado por Barruelo de Santullán pueblo minero y por Venta de Baños pueblo ferroviario. Durante la guerra civil española (1936-1939) Baltanás tenía una población que rondaba los 3000 habitantes, la represión que se ejerció sobre Baltanás fue terrible, pues 62 personas fueron asesinadas y más de un centenar sufrieron varios años de prisión.

Durante la década de 1960, el hambre y el desempleo condujo a muchos baltanasiegos a la emigración hacia capitales industriales o hacia el extranjero. En 1974, fue ensanchado, por el nordeste, el término municipal de Baltanás, al serle incorporado el municipio de Valdecañas de Cerrato, en virtud del Decreto 647 del Ministerio de la Gobernación, del 21 de febrero de 1974.

En 2005, se llevó a cabo la recuperación de 27 cuerpos de fallecidos durante la Guerra Civil Española, encontrados en la zona conocida como El Portillo (Portillo de Hornillos). En el verano de 2005 tuvo lugar en Baltanás un acto de homenaje a las víctimas de la Guerra Civil, al que acudieron más de mil personas. Ese mismo día se trasladaron los cuerpos encontrados al cementerio de Baltanás y se depositaron en un gran panteón sufragado por más de 200 personas.

En 2018 Baltanás fue distinguido por la Unión Europea (Europe Direct Rural) como Municipio Rural Europeo 2018 por su labor para mantener su patrimonio y tradiciones y promocionar su arquitectura popular. Con este motivo la localidad cogió la celebración principal del Día de Europa 2018.

Economía

Sector primario

  • Agricultura

La agricultura representa en torno al 20% de la actividad económica de Baltanás. El cultivo más desarrollado es el de tipo herbáceo, por el carácter secano de la zona. Imponiéndose el trigo, que suponen más de tres cuartos de la producción agrícola con 11.734 Ha, en segundo lugar se encuentran los pastos con 3.015,20 Ha. En el término municipal se asienta una cooperativa agrícola.

  • Ganadería

El principal sector ganadero en Baltanás es el de tipo ovino, contando en la actualidad con unas 1000 cabezas. Además, también se encuentran en la localidad otras explotaciones ganaderas, como: dos granjas de cerdos, dos naves de conejos y una granja de vacas.

Sector secundario

  • Industria

La mayor industria de la localidad por número de empleados es una quesería. Aunque también hay diferentes Pequeñas y Medianas Empresas localizadas en el municipio como por ejemplo empresas de construcción, materiales de construcción, electricidad, fontanería, telecomunicaciones, arquitectura, talleres mecánicos, y carpinterías de metal y madera.

  • Polígono industrial de Baltanás

La localidad cuenta con un parque industrial municipal. Está situado en la entrada al municipio a 600 m de él, en la carretera CL-619. Cuenta con 10 hectáreas de suelo industrial repartido en 40 parcelas de 300 a 9000 m².

Sector terciario

El sector servicios es el más numeroso en el núcleo, significa el 45% de la población activa, destacando la hostelería que alcanza 8 negocios, entre los que se encuentras restaurantes, bares y alojamientos turísticos. Esto es debido a dos motivos, por un lado al ser Baltanás el centro económico y comercial de la comarca del Cerrato. Por otro lado, al ser un centro turístico con una gran variedad de patrimonio, que atrae a un gran número de turistas.

Comercio

El municipio cuenta con una gran variedad de comercios, que satisfacen las necesidades de los habitantes del municipio y de la comarca del Cerrato. Entre estos establecimientos hay comercios de alimentación, carnicerías, pescadería, panaderías, estanco y servicio de prensa, peluquerías, supermercado, entidades bancarias, dentista, seguros, farmacia, estación de servicio, correos, ferretería, notaría, velatorio, etc.

En el año 2020, se creó la Asociación del comercio local rural de Baltanás como medio para unir fuerzas entre los comerciantes de la localidad y contribuir a la dinamización del tejido industrial de Baltanás.

Patrimonio histórico-artístico

Patrimonio religioso

  • Iglesia de San Millán

La Iglesia de San Millán es un monumento de estilo renacentista, está localizado en la parte más alta de la localidad, data del año 1585 según traza de Alonso de Tolosa y construida por el maestro Francisco del Río. Uno de los iconos representativos de la iglesia es su robusta torre que alberga las campanas y un reloj. El interior está dividido en tres naves separadas por pilares de los que arrancan arcos apuntados, cubriéndose toda la iglesia con bóveda de crucería. El coro alto se sitúa a los pies y posee un rico antepecho plateresco. El retablo mayor de estilo barroco y realizado en 1664, cuenta con escultura de san Millán (titular del templo), un crucifijo del siglo xiv en el ático y pinturas representando escenas de la vida del santo obra del pintor Felipe Gil de Mena. Otras de las obras de arte que alberga el templo son, un pequeño retablo del siglo xviii con relieves y esculturas marianas, dos sepulcros de estilo gótico ubicados en los laterales de la iglesia y una imagen del Ecce Homo de Gregorio Fernández. Además, en la iglesia hay un impresionante órgano de estilo plateresco, construido en 1795 por Manuel de San Juan, ubicado en la tribuna, al lado del Evangelio accediendo a él a través del coro alto, con tallas doradas y policromía de gran belleza, antepecho de piedra.

  • Ermita de Nuestra Señora de Revilla

La Ermita de Nuestra Señora de Revilla que data de los siglos xvii-xviii se sitúa en un altozano en el barrio de Revilla. Es la iglesia parroquial del Barrio del Arrabal o Revilla, de donde procede su nombre. El templo actual se asentó sobre la iglesia medieval de Santa María, mencionada en la estadística que la diócesis de Palencia efectuó en el año 1345. La planta de la ermita tiene una sola nave. El retablo principal presenta altorrelieves de temas marianos. La escultura más importante es la imagen de la Virgen de Revilla, una talla de belén del siglo xiii considerada la figura de belén más antigua de España, representa la huida a Egipto con la Virgen María y el niño encima de la borriquilla y San José al lado. Esta escultura fue robada el 9 de septiembre de 1981 por el famoso ladrón europeo de obras de arte del siglo xx, Erik el Belga. Erik vendió la imagen a un primer anticuario por 450.000 pesetas, éste la vendió a un marchante de arte, acabando la imagen en manos de un anticuario francés, donde fue intervenida por la policía española, pero no apareció ni San José ni la borriquilla. Finalmente, la figura fue recuperada en Barcelona el 7 de marzo de 1983.​ Por seguridad, la figura original de la Virgen de Revilla se conserva actualmente en el Museo del Cerrato y solo vuelve a su ermita en días señalados. La huida a Egipto que se venera actualmente en el templo es una réplica del restaurador burgalés Florentino Lomillo. Además de esta figura, en el templo se conservan otras imágenes de marfil, madera y alabastro, como por ejemplo una pequeña figura de la Virgen de Revilla tallada en piedra que se encuentra sobre el pórtico de la entrada a la ermita. Actualmente en esta ermita solo se realizan liturgias en días señalados. Otro de las joyas de la ermita es su órgano que data del año 1796 construido por Manuel de San Juan como se puede ver en la inscripción situada en el arca de tiples figura: "Me hizo Don Manuel de San Juan de Logroño a honra y gloria de Dios. Año 1796". Este órgano de estilo neoclásico se encuentra en la tribuna, al lado del Evangelio, con acceso por el coro alto.

  • Ermita de San Gregorio

La Ermita de San Gregorio es un monumento religioso construido en el siglo xviii. Se encuentra en el extrarradio del municipio, está ubicada en el Polígono 524, Parcela 109 denominada Campa de San Gregorio a una distancia de 2 km de la localidad.

Cuenta la leyenda que una terrible plaga de langosta asoló los campos de Baltanás en 1629. Los baltanasiegos acudieron a la Virgen de Revilla para que les liberara del castigo, y en procesión suplicaban la intercesión para que terminara la plaga. Al llegar al lugar donde se encuentra la ermita de San Gregorio, de improviso, quedó fulminada la nube de langosta, lo que se atribuyó a un milagro de la patrona. Por este milagro, años posteriores los baltanasiegos en el siglo xviii construyeron en los terrenos donde se fulminó la plaga una ermita en honor a San Gregorio.

La ermita de una sola planta, está construida en su totalidad con mampostería de piedra caliza, vigas de madera y materiales tradicionales. En el exterior de la ermita a un lateral se encuentra en un nivel más alto un altar exterior cubierto por un techado de madera, además la ermita cuenta en su cubierta exterior con una pequeña espadaña de piedra que alberga una campana. En su interior alberga un pequeño altar de madera policromada y bancos corridos. En las paredes interiores hay diversas imágenes pictóricas del santo titular y de la virgen. En la parcela donde se encuentra la ermita, denominada Campa de San Gregorio que tiene una superficie de alrededor de 2 hectáreas, se encuentran además de la propia ermita, varios servicios como una fuente con agua potable, mesas y bancos y unas casetas que albergan baños públicos.

Desde el siglo xviii se celebra todos los 9 de mayo la fiesta de San Gregorio con una romería donde se traslada una talla del santo desde la iglesia de San Millán hasta la campera acompañado por baltanasiegos y autoridades del municipio y una comida comunal, donde acude todo el pueblo a celebrarlo.

En 2013 la ermita experimenta una gran restauración completa del interior y exterior gracias al voluntariado “Palencia a huebra”, por este proyecto se le concedió al municipio el premio al mejor proyecto de restauración “Palencia a huebra 2013”.

  • Antiguo convento de San Francisco

El antiguo Convento de San Francisco fue un monumento religioso fundado en 1587 por Pedro de Zúñiga y Ana Enríquez de Cabrera, primeros marqueses de Aguilafuente, dueños de Baltanás, según la carta de venta que el emperador Carlos V firmó en Valladolid el 21 de septiembre de 1543. Don Pedro de Zúñiga encargó las trazas del edificio y costeó su edificación. Parte de la piedra que se utilizó para levantar el convento procedía de una construcción que se desmanteló en la Dehesa de Valverde. El convento de la orden de los Franciscanos descalzos contaba con 15 clérigos, fue colegio de Filosofía, y posteriormente casa de Teólogos y en el año 1725, colegio de misión de la Orden Franciscana en advocación a Santa Ana. En 1835, durante la Guerra de la Independencia Española fue suprimido temporalmente el convento, saqueado y reducido a cenizas. Con la desamortización de Mendizabal en 1837 desapareció definitivamente el convento. Con posterioridad, su edificio se destinó a cárcel y Sala de Audiencias del Partido Judicial de Baltanás y más tarde almacén de cereales. El Conde de Fontanar y descendiente del Duque de Abrantes, actual propietario del edificio, lo compró y restauró. El edificio gira alrededor del zaguán de entrada, de planta de cruz griega y compuesto por cuatro bóvedas de cañón. Mediante una escalera imperial se accede a la estancia principal, que contiene una de las obras de arte del convento, un magnífico tondo firmado por Alejandro Ferrant y Fischermans, pintor español del S. XIX con obras en el Museo del Prado y que pinta entre otras obras la Cúpula de la Real basílica de San Francisco el Grande en Madrid.

Patrimonio civil

  • Hospital Viejo

El Hospital Viejo es un edificio civil construido hacia el año 1600 por el señor Godoy como lugar de beneficencia. Se ubica en la Calle Hospital, en el Barrio de San Millán, la zona más antigua del municipio. Edificio de dos alturas con una fachada realizada en piedra de mampostería, con unas pequeñas ventanas y un gran portón de entrada que aloja en su parte superior una pequeña escultura de una imagen de Cristo crucificado realizada en piedra. Su uso era para dar cobijo tanto a los transeúntes que llegaban de otros lugares, como a los pobres de Baltanás (familias enteras vivían en las diferentes habitaciones). Este edificio se conforma en dos plantas. En la planta baja, entrando por el portón principal nos encontramos a mano izquierda con el pajar, la cocina que contiene un gran horno y fogón datado próximo al año de construcción del edificio y una gran sala a modo de comedor. A continuación se localiza la escalera de acceso a la primera planta, donde se encontraban las habitaciones, de diferente tamaño dependiendo si vivía una sola persona o una familia entera. En el pasillo de la primera planta que organiza las habitaciones había un crucifijo de madera del Siglo XVII, el cual se encuentra en la actualidad en la sacristía de la Iglesia de San Millán. El edificio era más grande que en la actualidad, ya que en el año 1793 se vendieron el corral y varios terrenos aledaños. Los pobres y transeúntes que vivían en este lugar los hacían a cambio de trabajos con el ganado.

  • Palacio-hospital de Santo Tomás

El Palacio-Hospital de Santo Tomás es un edificio civil de estilo barroco construido en el siglo xviii (el año de 1773 está grabado en un dintel sobre un ventanal de la fachada interior del patio secundario), del que se desconoce quien lo construyó y para quién. La única referencia es que era de la Orden de San Agustín. Hay documentos algo confusos en el archivo de la catedral palentina según los cuales doña Plácida Solórzano en 1898 mandó hacer un edificio y nombró patrono al obispo. No obstante, aprovecharía este edificio para hacer una Fundación costeada a sus expensas y destinado a hospital de enfermos. La fachada principal es lo que más llama la atención, con una gran abundancia de decoración. El segundo tramo tiene un almohadillado de piedra, mientras que en el primero los sillares no llevan líneas de separación. Lo más característico es un gran friso quebrado formado por triglifos y metopas decorados, los triglifos con ménsulas y las metopas con una decoración vegetal y figurada que nunca se repite. Este friso es precedido por una guirnalda florida, roleos con forma de cuerno de carnero y cortinajes. A continuación del friso se encuentra una cornisa quebrada formada por varias molduras estriadas, con dados y puntas de diamante. En su parte central se abre un remate con frontón semicircular y gran escudo coronado sostenido por leones. Por tanto, la decoración se aglutina en la parte superior del edificio y en los blasones situados a cada lado del balcón principal y el otro en el remate. El resto de la fachada se organiza en el primer tramo con una portada simple, pero con dintel arquitrabado.En el piso superior se abren tres ventanales enmarcados con pilastras lisas que continúan hasta la cornisa y están decoradas en su parte superior con colgaduras vegetales. Estos ventanales llevan balcones, los dos laterales son semicirculares con barrotes cilíndricos que se apoyan sobre una concha invertida de piedra. El balcón central forma un elemento unido al remate de la fachada, con un ventanal con marco de piedra quebrado y un balcón trilobulado que apoya igualmente sobre una concha invertida. En el año 2009 fue rehabilitado como Museo del Cerrato, en él se encuentran la pinacoteca del museo, la colección de Arte Sacro, la Exposición permanente sobre la historia de la Comarca del Cerrato y el patio barroco del siglo xviii.

  • Palacio de los Calvo

Situado a la entrada de la localidad según se viene de Aranda de Duero, es una Casa solariega del siglo xvii de los Inquisidores Hermanos Calvo. Más conocida como “Cuartel Viejo”, al haber servido durante muchos años como cuartel de la Guardia Civil de Baltanás. Actualmente este edificio es de propiedad particular.

  • La Cilla

Este edificio construido en 1793 está situado junto a la iglesia San Millán. Era un granero donde poder almacenar los frutos de los diezmos, es decir, la décima parte del fruto por parte de la iglesia, también conocido como la "Renta del Diezmo" o la "Renta Decimal". Está edificado en piedra de sillería, no cuenta con ninguna abertura, excepto un gran portón de madera.

Patrimonio arqueológico

  • Yacimiento arqueológico La Poza - Santa María de la Aldea

El Poblado medieval de La Poza - Santa María de La Aldea es una aldea medieval con una historia de al menos cinco siglos, con la iglesia como núcleo central. Se han recuperado algunos fragmentos de dos ventanas visigodas, así como el horno utilizado para fundir la campana. En las excavaciones han aparecido varias figuras en bronce, un cáliz, alianzas, sarcófagos, cerámicas, herramientas y numerosos silos. El yacimiento está formado por una gran necrópolis, en la que han aparecido más de setecientos cuerpos, que se han catalogado. Todos los restos aparecidos pasaron al Museo Arqueológico de Palencia, algunos sarcófagos fueron trasladados al Museo del Cerrato. El yacimiento se descubrió en el año 2009, durante las obras de construcción del polígono industrial de Baltaná.

Patrimonio etnológico

  • Bodegas de Baltanás

Las Bodegas de Baltanás constituyen un conjunto de 374 bodegas subterráneas situadas en 6 niveles superpuestos, considerado como el mayor conjunto de bodegas de España. Se localiza en un cerro conocido como Cerro del Castillo. Son espacios excavados bajo el terreno arcilloso donde tradicionalmente se elaboran y conservan vinos, gracias a las condiciones del terreno es posible garantizar unas condiciones de humedad y temperatura estables durante todo el periodo del año. Está catalogado como Bien de Interés Cultural como Conjunto Etnológico. En 2020 se restauró el Lagar Comunal como centro Centro etnológico de la elaboración tradicional del vino y como centro de recepción de visitantes de las Bodegas.

  • Chozos pastoriles

Las Cabañas de Pastores o chozos son viviendas temporales para pastores que hacían la trashumancia en la cercana Cañada Real Burgalesa, que pasa por el extrarradio del municipio o ganaderos que tenían sus explotaciones ganaderas alejadas del casco urbano. Estas construcciones tienen una altura y base media de 4 metros. Son de forma cónica y planta circular. Están construidas en piedra caliza sin argamasa y cerradas con una falsa cúpula. La entrada suele ser muy baja. El suelo interior suele ser de tierra apisonada cubierta de paja, para hacer más cómodo el lecho y que alberga un pequeño grupo de piedras para hacer encima fuego. Junto a esta edificación se encuentran las corralizas, un cercado de piedra de un metro de altura aproximadamente, con forma rectangular para mantener a guarda el rebaño, solía tener una o dos puertas de tablones de madera para el acceso.105​106​ En la comarca del Cerrato se han catalogado más de 300,107​ de las cuales 137 cabañas están situadas en el término municipal de Baltanás, algunas en muy buen estado y otras casi destruidas. En el año 2014 se crearon dos rutas turísticas por estas construcciones, una por el Páramo San Antón y otra ruta por la zona de San Gregorio. En la Plaza de San Pedro, en la entrada al municipio, se ha realizado una cabaña a escala como homenaje a los pastores.

Cultura

Instalaciones culturales

  • Museo del Cerrato Castellano

El Museo del Cerrato Castellano se encuentra instalado en dos conjuntos arquitectónicos que conforman un espacio museográfico unitario de 1.640 m². En la estructura principal se encuentra el Palacio-Hospital de Santo Tomás del siglo xviii y de estilo barroco, destacan su espectacular fachada y su singular patio. El Museo se completa con dos edificaciones aledañas de ladrillo modernistas, que acogen al espacio dedicado a Centro de Interpretación del Cerrato Castellano.​ El museo cuenta con una pinacoteca con obras pictóricas de afamados artistas cerrateños, palentinos y castellanoleoneses como Juan Antonio Morales, José Casado del Alisal, Eugenio Oliva, Aurelio García Lesmes, José Vela Zenetti o Mariano Barbasán. Además, este centro de divulgación de la Comarca del Cerrato cuenta con una colección de arte sacro, una sala de la historia del Cerrato, una sala de patrimonio arqueológico y una sala de exposiciones temporales que cambian mensualmente. Este museo está abierto al mundo de la cultura de Baltanás, celebrándose en sus instalaciones conciertos, exposiciones, conferencias y presentaciones de libros.

  • Casa de Cultura

Se encuentra en la Calle Escuelas, en un edificio de tres plantas, construido en piedra de sillería y mampostería en las dos primeras plantas y en ladrillo en la planta alta. Se fundó en 1751 como “Antigua Casa de Escuela para niños y Real Pósito de la Villa”, posteriormente pasó a ser la cárcel del Partido Judicial de Baltanás.97​ En 1949 se convirtió en Casa de Cultura. Alberga en sus instalaciones la Biblioteca municipal, sala de ordenadores y sala de exposiciones.

  • Centro Cultural Cooperativa San Millán

El edificio fue Inaugurado en el año 1919 como sede social del Sindicato Católico Agrario San Millán de Baltanás fundado en 1912, actualmente se utiliza como teatro, sala de cine y salón de actos. Edificio de estilo modernista, construido en piedra de sillería en la parte inferior y ladrillo de la época en la parte superior, la fachada está decorada con adornos y cenefas. Además, cuenta con varios balcones realizados en forja.

  • Centro de recepción de visitantes de las Bodegas de Baltanás Lagar comunal

Es un espacio de titularidad pública como lugar para la recepción de visitantes de las Bodegas de Baltanás. Consta de dos edificios, por un lado el edificio del lagar comunal, que sirve para el prensado y elaboración del vino de manera tradicional. Por otro lado, está el edificio de servicios, en el que se encuentran los baños públicos.

Música

  • Escuela de Música de Baltanás. La escuela de música de Baltanás inaugurada en el año 2004, tiene su sede en el edificio de usos múltiples situado en la calle Real. Cuenta con 70 alumnos de entre 3 y 70 años. Al centro de educación musical acuden alumnos procedentes de Antigüedad, Baltanás, Castrillo de Don Juan, Cevico Navero, Hornillos de Cerrato, Palencia, Torquemada y Villaviudas. A cargo de la dirección está Jonatan Fernández Ipiña, desde 2016. Además del director, cuenta con ocho profesores. En la escuela de música se imparten las asignaturas de lenguaje musical, saxofón, clarinete, batería y percusión, flauta travesera, música y movimiento, guitarra eléctrica, guitarra española, trompeta, trombón, tuba, piano y solfeo.
  • Coro Parroquial Virgen de Revilla. El coro parroquial de Baltanás surgen en la década de 1940 de la mano de Indalecio Gutiérrez Peral, coadjutor de la parroquia de Baltanás con un grupo de niñas del Colegio de las Hijas de la Caridad de Baltanás. El actual coro fue fundado en el año 1991 en el seno de la Asociación de Amas de Casa de Baltanás, con el objetivo de promocionar la cultura, el fervor, la religiosidad y la tradición en Baltanás. Inicialmente, el coro estaba formado por 24 mujeres, bajo la dirección de Teresa Mañueco. En la actualidad, el coro es mixto y cuenta con una veintena de integrantes de distintas edades y está dirigido por Carmen Fombellida.
  • Coro de Voces de Tancarranquillo.

Danza

  • Grupo de Danzas Tradicionales la Cobata. La escuela de danzas tradicionales castellanas se fundó en 1970 de la mano de la Sección Femenina. Años después, formó parte de la Asociación Cultural Eldana, de Baltanás. El grupo infantil comenzó su andadura en el año 2000, aunque años antes ya se organizaban clases de danzas para los niños. El grupo de danzas ha bailado por toda la geografía española y han tenido alguna actuación en el extranjero. Tiene su sede en el edificio de usos múltiples La Carolina. El Grupo de de Danzas La Cobata se unió a la Escuela de Danzas de la Diputación de Palencia en el Curso 2009-2010.

Festividades y eventos

  • Fiestas en honor a San Gregorio. Se celebra el 9 de mayo. Desde el siglo xviii se celebra la fiesta de San Gregorio con una romería donde se traslada una talla del santo desde la iglesia de San Millán hasta la campera acompañado por baltanasiegos y autoridades del municipio y una comida comunal, donde acude todo el pueblo a celebrarlo.
  • Fiestas en honor a Nuestra Señora de Revilla. Se celebra el 8 de septiembre. Cofradía Nuestra Sra. De Revilla y San Gregorio (Fundada en 2004, cuenta con más de 400 cofrades. Cobra especial relevancia con las fiestas patronales de Baltanás)
  • Fiestas en honor a San Millán. Se celebra el 12 de noviembre
  • Semana Santa. Baltanás cuenta con cinco cofradías, Santo Cristo de la Salud, La Piedad, Vera Cruz y Cristo de Balaguer, la Soledad y Nuestro Padre Jesús Nazareno y Santo Sepulcro. La imaginería de la Semana Santa de Baltanás destaca por tallas como a talla del Ecce-Homo, de Gregorio Fernández, la Piedad (Siglo XV), el Cristo románico de Balaguer (siglo XIII), el Cristo de la Salud (Siglo XVI), el Niño de Pascua (Siglo XVIII), Santa Elena (Siglo XVI), Nuestra Madre Dolorosa (Siglo XVII) Y el conjunto del Santo Sepulcro y la Cruz de Espejos (Siglo XVII).
  • Fiesta del Árbol: Baltanás fue uno de los primeros lugares en España en sumarse en esta fiesta. La primera edición se celebró en 1917 y desde entonces, cada 21 de marzo los niños del municipio conmemoran este día plantando plantan árboles.
  • Eventos gastronómicos. El ayuntamiento de Baltanás junto con la Diputación de Palencia celebran anualmente dos eventos gastronómicos. Uno de ellos es la Feria del Queso y el Vino, que tiene carácter nacional y que se celebra en el primer fin de semana de noviembre. Otras de las citas gastronómicas es la Feria del Cerrato, que tiene carácter provincial y comarcal que se celebra en el primer fin de semana de agosto.

Deporte

Instalaciones deportivas

  • Polideportivo municipal. Localizado en el Barrio de Fuentepino, junto al Colegio San Pedro y las Piscinas municipales. Cuenta con un pabellón polideportivo de 1100 m², gradas en dos alturas, almacén de material deportivo y sala de control de acceso.
  • Campo Municipal de Fútbol Ceferino Atienza. Localizado en la entrada al municipio. Es un campo de fútbol de hierba natural construido en los años 80, denominado Campo de fútbol Fuentepino, por ubicarse cerca del barrio del mismo nombre. En el año 2010 cambió su nombre por el de Ceferino Atienza, uno de los impulsores del futbol baltanasiego. El complejo cuenta con una grada cubierta para la afición con una capacidad de 276 personas, vestuarios, baños para el público y un bar. En este campo tiene su sede el Club Deportivo de Fútbol Baltanás.
  • Pista de Downhill Pico Las Chinchas. Situada en el cerro de Picos las Chinchas es una pista de descenso de Downhill, un deporte que consiste en el descenso por laderas y montes en bicicleta a máxima velocidad. Esta pista enmarcada en una zona natural contiene varios obstáculos como peraltes, saltos de madera, zonas de piedras y baches. Su uso está restringida a expertos. En esta pista se celebra anualmente el Campeonato de Castilla y León BTT Descenso organizado por la Federación española de ciclismo.
  • Piscinas Municipales. Abiertas desde principios del mes de julio hasta finales del mes de agosto. El complejo dispone de tres vasos, una amplia zona ajardinada con césped natural, vestuarios, duchas y baños adaptados para personas con movilidad reducida, bar-quiosco, zona sanitaria, recepción, zona cubierta para comer y mesa de ping pong. Dispone de zona wifi gratuita en toda la instalación.
  • Circuito deportivo de Pump Track. Situado en el paraje de las adoberas, es una pista de Pump Tranck de carácter municipal para el entrenamiento de monopatines y bicicletas. Cuenta con una pista de 600 m² que contiene tres rectas de diferentes perfiles y cuatro curvas formando peraltes, en un único sentido para evitar accidentes. En estas instalaciones se celebra anualmente el Pump Track Fest.
  • Pista deportiva de Pádel. Situada en las inmediaciones del Colegio San Pedro y del Campo de Fútbol Ceferino Atienza. Se construyó en el año 2018 
  • Campo de Tiro Los Ollones. Es un campo de tiro al plato reglamentario ubicado en la zona de Los Ollones, a un kilómetro de Baltanás. Este complejo deportivo está homologado por la Real Federación Española de Tiro Olímpico en la modalidad de mini foso. Es el único campo de estas características de la Provincia de Palencia. El campo se construyó en el año 2008 y cuenta en sus instalaciones con una zona cubierta para los tiradores, un foso para la máquina lanzadora, almacén y zona ajardinada. En este campo tiene su sede el Club de cazadores de Baltanás.

Eventos deportivos

  • Media Maratón del Cerrato. Este evento deportivo de carrera consta de una distancia de 21.097 metros. Tiene su inicio en la Ermita de Nuestra Señora de Garón en Antigüedad, finalizando en la Plaza España de Baltanás. Se ofrece a los participantes un servicio guardarropa, duchas, vestuarios. Además de esta prueba, se organiza otra con menor recorrido para niños en un circuito urbano preparado por el centro de Baltanás. Se celebra anualmente en el mes de mayo. En 2019 se celebró su 35 edición. El evento está organizado por el Club Deportivo Atletismo del Cerrado, con sede en Baltanás.
  • Prueba de descenso Downhill de Baltanás. Prueba anual del Campeonato de Castilla y León BBT Descenso, organizada por la Federación española de ciclismo. Se celebra anualmente en el mes de julio. En el año 2019 se realizó la 4º edición.
  • Carrera solidaria de Carnaval. Es una carrera solidaria de carácter urbano con una distancia de 5000 metros. El recorrido tiene su salida y meta en la Plaza de España de Baltanás, pasando por lugares emblemáticos de la localidad como las Bodegas de Baltanás. Está organizada por la Obra social de la Fundación La Caixa junto con la Diputación de Palencia, el Club Deportivo Atletismo del Cerrato y el Club Cuatro Cantones. Su recaudación se destina cada año a una asociación diferente. Se realiza anualmente en el mes de febrero.

Clubes deportivos

  • Club Deportivo Futbol Baltanás. Fundado en la década de los 40. Tiene su sede en el Campo Municipal de fútbol Ceferino Atienza. La época dorada del club fue entre 1972 y 1990 llegando primera categoría regional. El club y el fútbol en Baltanás se mantuvieron hasta el año 2000, fecha en la que desapareció ante la falta de relevo, hasta que en 2007 se reanudó el club. Actualmente, el club cuenta con cuatro equipos en las categorías benjamín, alevín, infantil y cadete.
  • Club Ciclismo Baltanás.
  • Club Digar Ciclista de Downhill. Es el organizador del campeonato de Downhill de Baltanás
  • Club Deportivo Atletismo del Cerrato. Entre otras actividades de promoción del deporte, es junto con el Ayuntamiento de Baltanás el organizador de la prueba anual Media Maratón del Cerrato.
  • Club de Cazadores de Baltanás. Tiene su sede en el Campo de tiro Los Ollones.

Personajes destacados

  • Sancho de Mata y Acebes (Baltanás, - Valladolid, 1515): Presidente de la Real Chancillería de Granada, Inquisidor Obispo de Astorga, archidiácono de Talavera de la Reina y Vicario General e Inquisidor del Arzobispado de Zaragoza. Fundó el hospital de Molinaseca. Su cuerpo está enterrado en la Catedral de Astorga.
  • Francisco Álvarez de Prada (Baltanás, 1582 - ?): Comisario del Santo Oficio de Valladolid.
  • Pedro Maté de Salcedo (Baltanás, 1600 - Cartagena de Indias, ?): Inquisidor General en Cartagena de Indias, siendo el primer inquisidor que mando la corona española a América.
  • Antonio Caballero González (Baltanás, 1602 - Cantón (China), 1669): Fraile de los Franciscanos descalzos con el nombre de Fr. Antonio de Santa María. Fue evangelizador y estudioso en Filipinas y China.
  • Cristóbal Valero y Tejeiro (Baltanás, 1643 -?): Capitán y Caballero de la Orden de Santiago.
  • Agustín Puertas Núñez (Baltanás, 1702 - Baltanás, 1767): Familiar del santo oficio, inquisidor por delegación, delator y encargado de aplicar la jurisprudencia de la Inquisición en la zona de Baltanás.
  • Andrés Miranda Toro (Baltanás, 1703 - Córdoba, 1763): Primer ermitaño de la iglesia de San Pablo de Córdoba, con el nombre de Andrés de San Antonio Abad. Sus restos se encuentran en un lugar prominente del Hospital del Cardenal Salazar.
  • Lucio Calvo Ruipérez de la Cantera (Baltanás, 1765 - ?): Abogado de los Reales Consejos y secretario de la Inquisición de México.
  • Lorenzo Calvo de la Cantera (Baltanás, 1770 - ?): Canónigo de Cuenca, Inquisidor de Llerena, Valladolid y del Consejo de la Suprema Inquisición. Fundador del Palacio de los Hermanos Calvo en Baltanás.
  • Fernando Franco Jubete (Baltanás, 1956 - ): Doctor Ingeniero Agrónomo, investigador, escritor, profesor de la Universidad de Valladolid, académico de la Institución Tello Téllez de Meneses y vicepresidente de la Academia Castellanoleonesa de Gastronomía y Alimentación.
  • Alfredo Baranda Calleja (Baltanás, 1958 - ): Escritor y periodista. Premio Internacional Tristana de Novela Fantástica por su obra “Drácula. Apuntes biográficos”.
  • Tello Mañueco Baranda (Baltanás, 1959 -): Historiador, investigador y escritor.

(Artículo obtenido de Wikipedia: Ayuntamiento de Baltanás)

  • Javier Carranza Cantera (Baltanás, 1962 -): Juez. Presidente de la Audiencia Provincial de Valladolid.

Población en Baltanás

Evolución de muertes por COVID-19 en Castilla y León

Evolución del paro en Baltanás

Deuda pública en Baltanás

¿Te gusta Baltanás?

Vota para convertirla en el pueblo más bonito de España

Adelante, vota por tu pueblo o ciudad y realizaremos un reportaje del mismo al finalizar la encuesta.

Empieza ahora!

Situación del Ayuntamiento de Baltanás

El tiempo en Baltanás

Deja tu comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Texto sin formato

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.