El Castillo de Mauz: monumento mejor valorado por los visitantes de ayuntamiento.es

Presentamos un reportaje sobre el monumento más emblemático del territorio español según las votaciones que hemos recibido en nuestra encuesta pública. El ganador ha sido el legendario e histórico Castillo de Mauz.

Publicado el 3 de Mayo de 2021

|

2 comentarios

03/05/2021

|

2 comentarios

Hace unos meses, desde ayuntamiento.es iniciamos una encuesta para que los visitantes votaran por el monumento más emblemático del territorio español, comprometiéndonos a presentar tanto la obra arquitectónica como la localidad que la acoge en un reportaje.

El vencedor ha sido el Castillo de Mauz, una fortificación ubicada en el municipio de Sueras, en la provincia de Castellón.

Imagen
Panorámica del Castillo de Mauz
Panorámica del Castillo de Mauz

Información sobre Sueras

Sueras Alta inicia su andadura en la historia en comunión a Sueras Baja y el asentamiento de Castro -actualmente despoblado-, conformando los tres lo que hoy se conoce como Sueras. Se originó en manos de los musulmanes sarracenos, que constituyeron una ciudadanía bajo el amparo del castillo de Mauz.

El nombre de Sueras, según los historiadores, procede del vocablo Suleima o Benisuleima, haciendo referencia a Suleiman o Salomón, el nombre del caudillo del que descendía toda la población allí establecida. Pertenecía al Alcadiazgo de Eslida, cuyo mandato se prolongó hasta ser conquistado y dirigido por el Señorío de Jérica.

Tras la reconquista cristiana, se procedió a unificar los distintos poblados árabes en manos de Jaime I, que cedió el lugar a la comandancia de Pedro I de Ayerbe. Más tarde, pasó a manos del duque de Medinacelli, y tras la expulsión integral de los moriscos que allí había, la localidad quedó deshabitada. No fue hasta el siglo XVIII cuando Sueras volvió a repoblarse de forma comedida.

Actualmente, cuenta con menos de 1.000 habitantes, aunque su historia y belleza natural trasciende más allá de sus fronteras, traduciéndose en visitas turísticas que ansían conocer la historia y cultura que alberga.

Imagen
Cueva de Sueras
Cueva de Sueras

Ficha técnica del Castillo de Mauz

Sus orígenes están fechados en el siglo XII, siendo alzado por los árabes en el siglo XII.

Altitud: 582 metros.
Coordenadas: 3º20' de latitud y 39º52' de longitud
Nomenclaturas: Castell de Mauz, Castell de Castro
Tipología: Castillo medieval militar
Tipo de construcción: Mampostería y tapial.

El estado de algunos de sus elementos es ruinoso progresivo, aunque otras partes conservan tanto la forma como el estilo arquitectónico original. Así, se puede admirar el Albacar o recinto amurallado, la alcazaba o ciudadela principal, su emblemática torre poligonal, varios aljibes y gran parte de su muralla con las almenas aún erguidas.

Su elevada ubicación en el cerro de Suera Alta, le confería ser un puesto de vigilancia importantísimo en la Sierra de Espadán, siendo igualmente un punto estratégico en la red de comercio y conexión de tropas militares con el resto de castellanías circundantes.

En varios escritos se reseña cómo el Castillo de Mauz era el faro vigilante que advertía de posibles ataques a las fortificaciones vecinas mediante señales de humo diurnas o enormes fogatas nocturnas, visibles desde kilómetros de distancia.

Imagen
El Castillo de Mauz, en Sueras
El Castillo de Mauz, en Sueras 

Visitando el Castillo de Mauz

Como hemos reseñado, gran parte de la fortificación se encuentra en estado de ruina progresiva, aunque ello no evita que su panorámica absorba todos nuestros sentidos y nos deleite con su singular estructura recortada que intenta emular la geografía de la sierra donde se encuentra enclavado.

Para llegar al castillo, de debe partir de Sueras, que dista solo 30 kilómetros de Castellón. Desde allí, se hace sencillo encontrar la ruta senderista para que nos permitirá visitar el fantástico monumento, un sendero señalizado con todo tipo de detalles. El camino dura aproximadamente una media hora y es en continuo ascenso.

Imagen
Restos de la muralla del Castillo de Mauz
Restos de la muralla del Castillo de Mauz
Imagen
Vista aérea del Castillo de Mauz
Vista aérea del Castillo de Mauz

Desde la altura donde está enclavado el castillo, se puede disfrutar de una visión espectacular de todo el valle de Espadán, así como del Mar Mediterráneo, todo ello abrazado por el sosiego de la naturaleza y los sonidos de la fauna local, un ambiente relajante que nos cautiva a cada paso que damos.

Pasear entre los muros de la fortificación nos traslada a esa época medieval, evocando los sonidos imaginarios de los vigilantes que allí montaban guardia o transmitiéndonos la sensación de que tras cada recodo de un muro veremos parte de la historia que allí aconteció. El hábitat que engloba a la ciudadela es tan inmersivo, que realmente nos hace respirar y vivir la historia de forma mucho más real que si la viviéramos en un museo.

Su planta es de tipo irregular, esto es, no se define en su construcción la distribución predefinida que solían tener las castellanías en sus zonas, rompiendo con esos moldes para hacer valer su propio estilo. Todos sus muros y paredes están construidos con mampostería y tapial, es decir, grandes bloques de piedra hábilmente cortados y pegados con una amalgama de tierra amasada que actuaba como cemento fijador, Las imperfecciones de la piedra hacen que las paredes nunca sean totalmente lisas, un elemento ornamental que incluso hoy en día mucha gente alberga en sus viviendas por la belleza de lo rústico.

Alrededor del castillo podemos visitar las ruinas de Sueras Alta, un enclave condecorado como Espacio de Protección Arqueológica donde se puede admirar las ruinas de viviendas de la época, arcos que aún se mantienen alzados y calles asfaltadas con los adoquines originales, todo ello sin apartarnos del entorno histórico árabe.

Mención especial merece también el despoblado de Castro, un emplazamiento arqueológico donde estaba ubicado un asentamiento medieval. El paso del tiempo ha hecho que la vegetación cubra prácticamente todo el lugar, dificultando en gran medida las labores de los arqueólogos. No obstante, puede admirarse los restos de algunas casas de la época, así como múltiples restos de cerámica. No en vano, esta ciudad de antaño está catalogada como Bien de Interés Cultural.

En nuestro paseo hacia el castillo, nos toparemos también con la fuente Bocamina, construida en el siglo XIX para aunar el caudal de los múltiples manantiales del lugar en un solo flujo de agua dulce. En la actualidad, la fuente sigue activa y -de hecho- es la que suministra agua potable al pueblo.

Por último, reseñar también la fuente del Avellano, que destaca por la pureza y baja mineralización de sus aguas.

Desde ayuntamiento.es, estamos seguros de que el Castillo de Mauz enamorará a todo afín a la historia que desee palparla en un ambiente natural e inmersivo. Tanto niños como adultos disfrutarán de este precioso paraje que Sueras les ofrecerá.

Comentario

Manuel

Hace 1 mes

Es verdad que no es un castillo que destaque por su enorme belleza , grandeza y detalles en comparación con lo que podemos encontrarnos en nuestro rico país peeeeero, lo que le hace brillar es todo lo que es Sueras , su castillo, sus paisajes y su gente. Venid a Sueras y es segurisimo que cuando os toque ese "algo" que ahi aqui, entendereis el porque es una zona tan especial

Rosa Maria

Hace 1 mes

La meua més sincera enhorabona a tot el poble , tan als que estan com els que viuen fora . Un record per als nostres majors , que han inculcat / inculquen el amor a la terreta. Y una menció " ESPECIAL " al nostre ,ALCALDE Y PRESIDENT DE LA DIPUTACIÓ , SR JOSÉ MARTÍ , que sempre porte al poble per bandera. SALUTACIONS ROSA MARIA

Deja tu comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Texto sin formato

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.